• GRABACIÓN DE CONFERENCIAS / AULA INVERTIDA

¿Cómo pueden adaptarse las universidades a las necesidades cambiantes de la Generación Z?

Autor: Tony Molloy, gerente europeo de desarrollo comercial-Educación superior

La actual generación de estudiantes es la primera de la historia que asiste a la Universidad habiendo crecido inmersa en un mundo digital. Nunca han experimentado unas lentísimas velocidades de conexión a Internet, dan por supuesto que las pantallas deben ser táctiles y se mostrarían desconcertados si les pidiéramos que cargaran una aplicación utilizando MS-DOS.

 ¿Cómo pueden adaptarse las universidades a las necesidades de un grupo evolutivo de mentes jóvenes? 

Panasonic ha sido una de las primeras empresas que ha facilitado el centro neurálgico tecnológico de lo que se conoce como “aula invertida”, trabajando con Panopto para crear unas soluciones de grabación de conferencias especialmente diseñadas para el mercado universitario.

El software se combina con la proyección láser de alto brillo o con la tecnología de pantallas profesionales y las cámaras PTZ remotas de alta definición para grabar simultáneamente tanto las diapositivas de la presentación como el presentador y el audio, un material que más adelante puede cargarse y al cual los estudiantes pueden acceder online.

La opinión de muchos líderes del sector es que esto conllevará, en última instancia, que cada vez más estudiantes se aprovechen de esta coyuntura en vez de asistir a su clase de las 9 de la mañana de forma presencial.

Pero lo cierto es que la implementación de la grabación de conferencias en la Universidad Edge Hill ha mejorado la experiencia de los estudiantes. Se han dispuesto tres salas de conferencias independientes y diseñadas para ofrecer una flexibilidad total. En cada una de ellas se combinan proyectores láser de Panasonic, cámaras remotas 4K y paneles de repetidor de 65 pulgadas, además de la plataforma de vídeo todo en uno de Panopto.

“Nos preocupaba observar una disminución de asistencia a las conferencias”, afirmó Don Moffatt, director del departamento de desarrollo de tecnología de medios de la Universidad Edge Hill. “Pero ha sucedido todo lo contrario: cada vez asisten más estudiantes a las conferencias, y creemos que es debido a que pueden concentrarse plenamente en la clase sin tener que tomar notas”.

Las instituciones de enseñanza superior, y en especial las universidades, se esfuerzan continuamente por mejorar la experiencia de los estudiantes, en un intento de seguir siendo competitivas. El nuevo estudio de Panasonic indica que el 91% de las universidades europeas encuestadas se estaban planteando la introducción de sistemas de grabación de conferencias. Y, aunque casi todas las universidades encuestadas en el Reino Unido ya tienen instalados algunos sistemas tecnológicos para la grabación de conferencias, casi la mitad de ellas tiene previsto instalar más el próximo año.

El motivo es sencillo: la cuestión de si las universidades ofrecen una buena “relación calidad-precio” ha sido objeto de una mayor atención estos últimos años, debido al aumento de las tasas de matrícula y a que los estudiantes son cada vez más exigentes respecto a su experiencia educativa. El aprendizaje a distancia es también cada vez más importante, ya que las universidades intentan atraer a estudiantes internacionales y a tiempo parcial.

El documento técnico de Panasonic demostró que una cuarta parte de los encuestados (25%) considera que la tecnología de grabación de conferencias es una nueva y emocionante herramienta de marketing potencial. Muchas universidades se relacionan con otras instituciones del extranjero o han establecido campus satélites que ya disponen de una colección de conferencias a la cual puede accederse simplemente pulsando un botón o que, en algunos casos, puede transmitirse en directo. Estudiar a través de una franquicia universitaria local en el extranjero resulta más barato para muchos estudiantes extranjeros que trasladarse al Reino Unido, y representa también una posibilidad cada vez más plausible para que los estudiantes británicos más aventureros puedan ahorrarse las elevadas tasas de matrícula.

Con el aumento progresivo de la calidad de la tecnología, el sector educativo cada vez depende más de la tecnología audiovisual para impartir sus enseñanzas. Esto conlleva nuevas dificultades relacionadas con el mantenimiento de la tecnología, un aspecto que no suponía ningún problema en un sector donde se utilizaban pizarras y proyecciones de vinilo.

Hemos observado una migración de los proyectores con lámparas a los modelos láser, ya que ofrecen un mejor retorno de la inversión. La gama de proyectores láser de Panasonic incluye modelos LCD y DLP™ con 20 000 horas de funcionamiento sin necesidad de mantenimiento y un brillo de larga duración, lo que los convierte en una opción ideal para las instituciones de enseñanza superior, que han reconocido que los modelos láser representan una inversión más razonable porque no es necesario sustituir las lámparas ni cambiar los filtros.

Los miembros de la Generación Z tienen más conocimientos técnicos y son los nuevos integrantes del sector de la enseñanza superior, han recibido una educación donde la tecnología ya estaba integrada y, por lo tanto, esperan disponer de las mismas facilidades en el momento de entrar en la enseñanza superior. El desafío para las instituciones educativas es mantener a los estudiantes motivados con el material y ayudar a identificar los métodos de aprendizaje que más les convengan.